martes, 8 de junio de 2010

Llegar de noche a París

Dos amigas están a dos semanas de partir rumbo a París para tomar un curso de francés. Contrataron la escuela y hospedaje juntos, ya luego compraron el boleto de avión y su arribo es precisamente un día antes de la fecha en que pueden entrar a su alojamiento, para colmo su vuelo llega a las 10 de la noche y me preguntaron qué hacer: dos chicas solas y cansadas, que saldrán del aeropuerto a las 11 de la noche o más tarde.

Tres opciones fueron las que les di, y la tercera es la mejor, ya que las dos primeras serían caras porque no hicieron la reserva con anticipación.

Opción 1. Tomar el Roissybus que cuesta 9.10 Euros, llega hasta la Opera y mi sugerencia era estar en un hospedaje económico cerca de ahí. El trayecto puede tomar hasta una hora, así que estarían registrándose en el hotel pasada la media noche. Ya no fue posible porque todos los alojamientos baratos cercanos están llenos.

Opción 2. Tomar el autobús de Air France que cuesta 18 Euros y para en el Arco del Triunfo, pero es el mismo caso anterior: no hay habitaciones de buen precio disponibles.

Opción 3. Hospedarse en el hotel Confort Inn del aeropuerto Charles de Gaulle por 59 Euros la noche, e incluye transporte gratuito del aeropuerto al hotel y del hotel a la estación del metro. ¡Excelente!, así podrán ir en la mañana a la ciudad directo a su nuevo alojamiento.

Cuestiones a considerar para tomar la decisión:

• Si hubieran hecho la reserva en abril o mayo, habrían encontrado alojamiento barato cerca del Arco del Triunfo o la Opera.

• Si bien el vuelo está programado para llegar a las 10 de la noche, podría ser más tarde. Se debe tomar en cuenta también el tiempo que les tomará pasar por migración, aunque el trámite en Francia es rápido, depende en mucho de la cantidad de gente que llegue a la misma hora.

• Después de las 10:30, tanto el Roissybus como el autobús de Air France reducen sus corridas y pasan sólo cada 45 minutos, a diferencia de las horas del día que pasan cada 15 minutos.

• Hospedaje por 59 Euros con baño privado y el transporte en cualquier ciudad europea, créanme ¡es una ganga!