martes, 14 de septiembre de 2010

En Amsterdam no cabe el aburrimiento

Soy sincera al decir que me habría gustado conocer Amsterdam en mis tiempos de mayor juventud. Al ver tantos jóvenes deambular por las calles y encontrarme con gran cantidad de pubs, bares de cerveza y antros, realmente se antoja divertirse.

Los hoteles en Amsterdam van desde los más sofisticados hasta los más austeros y hay restaurantes de todos los precios, así que no hay pretexto para dejar de visitar esta ciudad que hoy está en boca de todos. Pero lo mejor de todo es que te puedes encontrar con mucha diversión, para lo que aquí te menciono algunas de las discotecas o antros a los que podrás ir.

La dicoteca ToNight, ubicada en el Hotel Arena es una de las favoritas; jazz, hip hop y música latina, la puedes encontrar en Bitterzoet; mientras que el gran favorito de los jóvenes es Dansen Bij Jansen, con un súper ambiente todas las noches y precios acorde para los estudiantes, se han ganado una buena fama (Handboogstraat 11); otro que también cuenta con precios bajos es Meander, que se encuentra en Voetboogstraat 3, ahí se presentan algunas bandas y disc-jockeys que hacen de la noche una delicia de diversión. Algunos otros que gozan de buena popularidad son Zebra LoungeMelkweg.

Y los más nice, que no son muy baratos que digamos: Gespot, Bar-Ca, Escape, Hoppe, De Zwart y The Mansion, que más bien son bares para jóvenes ejecutivos con más alto poder adquisitivo.