viernes, 24 de julio de 2009

Hotel de la Tour Eiffel, gran ubicación


Desde principios de abril comenzamos a buscar el hotel donde nos hospedaríamos en París, ¿por qué con tanta anticipación? Pues porque se trataba del verano, y si no lo haces así, corres el riesgo de no encontrar donde alojarte en la ciudad más visitada del mundo.

Entonces, entre varias opciones, nos decidimos por el Hotel de la Tour Eiffel, que cuenta con 23 habitaciones, bastante pequeñas por cierto, pero que tiene por ventaja una excelente ubicación, pues se encuentra a unas dos cuadras del Champs de Mars y por lo tanto a unos 5 minutos a pie, de la Torre Eiffel. Además está bastante limpio y es un lugar agradable.

Nosotros estuvimos en la habitación 53, que está en el quinto piso, y desde la ventana alcanzas a ver una pequeña parte de la Torre Eiffel. El baño es un poco más grande que el de otras habitaciones y cuenta con bañera y secadora de pelo.

El Hotel de la Tour Eiffel se encuentra en la Rue de l’Exposition, sitio tranquilo, pero con varias calles a su alrededor bastante animadas, como la Rue Cler y la Rue Saint-Dominique, a donde puedes acudir por las tardes a cenar o simplemente a tomar un café.

El personal del hotel, pues les cuento que hubo de todo; desde un “don” que al llegar parecía ni pelarnos, pues hablaba por teléfono y nos veía con indiferencia; un amable caballero que fue quien nos atendió unos minutos más tarde, y con quien en varias ocasiones conversamos un poco; hasta otro joven que todo el tiempo se la pasaba hablando por teléfono y muy apenas nos volteaba a ver, y uno más, amable pero despistado, pues en dos ocasiones le pedí me ayudara con algo de información y no supo por ejemplo, donde quedaba Giverny, ni tampoco el día en que cerraba la Cité des Sciences.

Lo mejor del Hotel de la Tour Eiffel, definitivamente es su ubicación, precio, y la patisserie que se encuentra en la esquina, de la que les contaré en otra ocasión.